¿Y cómo cuidar de quien cuida de los mayores?

  • 3 marzo 2021
  • Autor: Ainhoa Elizalde y Elisa Polo
  • Categoría: Actualidad
  • 0
¿Y cómo cuidar de quien cuida de los mayores?

Si en el post anterior los especialistas ofrecían consejos para cómo cuidar de nuestros mayores durante la pandemia para minimizar sus efectos, no hay que olvidar de aquellos que durante estos meses les atienden y acompañan tanto en sus domicilios como en las residencias.

“Las exigencias emocionales y físicas que supone el cuidado de una persona pueden estresar incluso a la persona más resiliente. Por ello, es muy importante aprovechar todos los recursos y las herramientas disponibles que ayuden al familiar con el cuidado de su ser querido”, explica Ainhoa Elizalde, trabajadora social de la Clínica Universidad de Navarra. “Es necesario recordar que si no se cuidan de sí mismos, no podrán cuidar a alguien más”.

Para cuidar de su salud y controlar el estrés del cuidador, la supervisora Elisa Polo y la trabajadora social Ainhoa Elizalde ofrecen una serie de recomendaciones:

  • Aceptar ayuda: puede ser útil preparar una lista en la que otros puedan ayudarle y permitir que la persona que le ayude elija qué le gustaría hacer. Por ejemplo, hacer la compra o cocinar para el cuidador.
  • Concentrarse en lo que se puede dar: a veces, es normal sentir culpa pero es bueno entender que no existe el cuidador ‘perfecto’. Hay que pensar que se está haciendo lo mejor que se puede y tomando las mejores decisiones posibles en todo momento.
  • Establecer objetivos realistasdividir las tareas grandes en pasos más pequeños. Priorizar, hacer listas y establecer una rutina diaria. Es bueno saber decir que no también en algunos momentos.
  • Conectarseinformarse de los recursos que ofrece su comunidad para cuidadores. Muchas comunidades ofrecen clases específicas sobre la enfermedad que su ser querido está afrontando. También hay servicios de cuidado, como transporte, servicio de comidas a domicilio y limpieza, disponibles.
  • Unirse a un grupo de apoyoun grupo de apoyo puede brindar validación y motivación, así como estrategias para afrontar situaciones difíciles. Las personas que asisten a los grupos de apoyo comprenden lo que está atravesando. Un grupo de apoyo también puede ser un buen lugar para cultivar relaciones significativas.
  • Buscar apoyo social: hacer un esfuerzo por mantenerse conectado con familiares y amigos que pueden ofrecerle apoyo emocional sin prejuicios. Reservar tiempo cada semana para conectarse, incluso si solo se trata de una videollamada con un amigo u otro familiar.
  • Establecer objetivos personales de salud: por ejemplo, fijar objetivos para lograr una rutina de sueño adecuada, encontrar tiempo para estar activo físicamente la mayoría de los días de la semana, mantener una alimentación saludable y beber una cantidad abundante de agua.
  • Cuidar el sueño: muchos cuidadores tienen problemas para dormir. No dormir bien durante un periodo prolongado puede generar problemas de salud.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

© Clínica Universidad de Navarra 2014